Se encuentra al frente de la iniciativa “skills in Ibero-América”, un proyecto del a OCDE que busca mejorar la educación en la región a través del análisis de los resultados de los informes Pisa.